Cerca de 200 estudiantes del CTI Don Bosco Antofagasta contribuirán al sector productivo de la región.

licenciatura1 ABAJO

En medio de una emotiva ceremonia, un grupo de alumnos se licenció de cuarto medio. Hoy, se preparan para concretar sus prácticas profesionales. 

Fue uno de sus días más emocionantes. Entre alegría, expectación, la presencia de sus padres, profesores, compañeros y amigos, Nelson Fonseca Rivas, hoy, egresado de Electricidad del Colegio Técnico Industrial Don Bosco Antofagasta, recibió el premio “Don Bosco”, uno de los mayores reconocimientos que entrega el establecimiento, en sus ceremonias de licenciatura, en el cual se destacan aspectos integrales de los estudiantes. 

“Estoy muy contento, tuvimos muy buenos profesores, quienes nos formaron y ayudaron para obtener la licenciatura técnico profesional. Ahora, mi mayor aspiración es realizar mi práctica”, expresó un contento Fonseca, al finalizar la ceremonia de egreso, acto público que compartió junto a otros estudiantes de las especialidades impartidas por el establecimiento. 

De esta forma y junto con entregar los diplomas de licenciados a los estudiantes de cuarto medio, el colegio también otorgó reconocimientos a los mejores en cada especialidad: Jeremy Roberts Fuenzalida en Mecánica Automotriz, Bryan Mendoza Molina en Mecánica Industrial, mención Mantenimiento Electromecánico, Jaime Codori Mamani en Electrónica, Gerald Highfield Poma en Electricidad y Diego Ramírez Rojas en Mecánica Industrial, mención Máquina y Herramientas. 

Asimismo, se entregó el premio “ Domingo Savio” a Juan Pablo Díaz Johnsons, galardón que destaca la participación en pastoral.  En la oportunidad, representantes de SQM, Scanscontrols Ingeniería Limitada, Cruz Dávila Ingenieros Consultores Ltda,  Guiñez Ingeniería y del Complejo Metalúrgico Altonorte otorgaron las distinciones, correspondientes a notebooks, impresoras y mochilas.

Reacciones

Fernando Cortez, gerente general de la AIA, sostuvo que para el gremio al acto  de licenciatura es motivo de especial orgullo. “Con el compromiso que ha tenido la Asociación en la creación de este colegio, a inicios de los años 2000, reafirmamos, cada vez que asistimos a esta ceremonia, nuestro compromiso para seguir apoyando el proceso educativo con una fuerte vinculación entre el aula,  taller y la empresa”.

En paralelo, el padre José Toledo, director del C.T.I. Don Bosco Antofagasta, expresó que “se cierra un primer ciclo, porque el segundo viene con la titulación, la cual es una alegría también para la familia”. Igualmente, el sacerdote destacó la buena relación con la AIA. “Aportan una parte fundamental de la educación técnico profesional, porque nos relacionan con la empresa, una alianza interesante que se debe seguir cultivando”, señaló. 

Dato

La AIA en alianza con el Arzobispado de Antofagasta y la congregación salesiana crea la Fundación Educacional Región de la Minería, cuyo objetivo fue crear un establecimiento educacional técnico profesional. 

En marzo de 2002, el establecimiento educacional, en Antofagasta, inicia sus clases con una matrícula de 380 alumnos. 

Hoy, el colegio cuenta con 1.204 alumnos de séptimo a cuarto medio. (42% con vulnerabilidad socioeconómica). Las especialidades impartidas son Mecánica Industrial: Mecánica y Herramienta y Electromecánica, además de  Mecánica Automotriz, Electricidad y Electrónica.